La Función De Las Emociones

/ / Gestalt
La mayoría de las decisiones que tomamos en nuestra vida están dominadas por las emociones. Aprende un poco más de las cuatro emociones básicas para manejarlas y aprovechar la información que ellas te brindan.

 

La Función de las Emociones

La mayoría de las decisiones que tomamos en nuestra vida están dominadas por las emociones. Por los estudios de la neurociencia sabemos que la zona prefrontal del cerebro (donde por ejemplo tienen lugar los pensamientos más avanzados) está influida por el sistema límbico, también llamado el cerebro emocional.

¿Qué son las emociones y qué papel juegan en nuestra vida?

Las emociones son estados funcionales del organismo de naturaleza neurofisiológica, que activan los sistemas visceral, endocrino y muscular. Dicho en sencillo: son estados que nos predisponen a la acción y nos impulsan a responder ante la vida.

Emoción etimológicamente es: E = energía y motion = moción, movimiento. Esa poderosa energía en movimiento nos trae información para decirnos cómo nos sentimos con lo que estamos viviendo en ese momento y hacia dónde dirigir nuestra acción.

Las emociones se activan en nuestro cuerpo de manera involuntaria, tal y como demuestran los mecanismos instintivos de la lucha, la huída o la rabia.

 

Las emociones no son positivas ni negativas

Desde esta perspectiva, las emociones no son ni buenas ni malas sino que pueden ser una guía de acción que nos oriente a estar conectados con el aquí y el ahora. Aunque solemos creer que las emociones muchas veces son el problema, en realidad, nosotros las convertimos en el problema cuando no sabemos aprovechar la información que nos brindan. Ademas el problema emocional se agranda cuando somos prisioneros de interpretaciones o creencias limitantes.

 ¿Cuáles son sus funciones?

  1. Reflejan nuestro mundo interno. Nos informan de cómo vivimos, en nuestro interior, lo que sucede a nuestro alrededor. Nos indican cómo estamos evaluando y juzgando la situación que vivimos. Esto nos permite conocernos mejor.
  2. Dirigen una gran parte de nuestras conductas. Su energía nos impulsa a tomar decisiones con las cuales satisfacer nuestras necesidades y deseos.
  3. Facilitan nuestra adaptación al medio. Nos ayudan a relacionarnos mejor y actuar adecuadamente según las circunstancias externas.

Las emociones básicas y lo que nos aportan

Hemos elegido cuatro emociones que la mayoría de autores coinciden en denominar básicas para conocer la función específica de cada una de ellas. Estas son la alegría, la tristeza, la rabia y el miedo. Hay otras emociones secundarias o mixtas (mezclas de las básicas) como la sorpresa, el asco, la ternura, la vergüenza o el erotismo, donde no todos los autores coinciden.

La Rabia: Emoción con una fuerte carga energética que nos permite sentirnos fuertes cuando nuestra integridad se ve amenazada. Nos ayuda a poner límites contra la invasión o la injusticia. Nos indica que algo nos está molestando y nos activa para solucionarlo con determinación.

La Tristeza: Nos señala que estamos frente a un hecho doloroso como una pérdida o un abandono. Nos impulsa a valorar lo que tenemos, lo que nos importa y lo que da sentido a nuestra vida desde una nueva perspectiva. Nos motiva hacia una nueva reintegración personal.

La Alegría: Nos lleva a establecer lazos afectivos, a destacar circunstancias placenteras y benéficas y nos estimula a buscar otras similares.

El Miedo: Nos advierte contra peligros, activando un mecanismo de lucha, de huida o de alerta ante una emergencia o, cuando menos, ante situaciones que requieren que vayamos con cuidado. Nos sirve para protegernos al afrontar una situación amenazante.

 

La terapia de las Emociones 

La terapia Gestalt, también llamada la terapia de las emociones por su eficacia a la hora de trabajar con ellas, ayuda a tomar conciencia de lo que brindan las emociones y a aceptarlas. Solo así se logran transformar en guías que nos orientan a comunicarnos mejor, a ser más auténticos y felices en cualquier ámbito de nuestra vida.

Si en cambio no las reconocemos, ni escuchamos y nos resistimos a ellas, nos persiguen, nos aprisionan y pueden envenenarnos la vida.

FIN

Si deseas recibir más artículos como este en tu correo electrónico, apúntate a nuestro boletín.

info@espacioimpulso.es
telf. 622 339 881

¿Quieres tener más recursos para tu bienestar?

Te comparto mis conocimientos y herramientas para superar obstáculos, mejorar habilidades y aumentar tu conciencia

SUBIR